¿Qué tipo de apertura debería tener cada ventana?

El espacio que hay disponible en las habitaciones de casa es una de las razones que más pesan a la hora de elegir la ventana y su apertura. Si alguna vez se ha preguntado si le conviene más una ventana corredera o batiente para el balcón, o si tiene una habitación pequeña que necesita luz pero aquí tienes una pequeña guía con las cuatro más comunes:

Corredera: Las ventanas correderas se abren deslizando la ventana, lo cual las hace ideales si tienes pensado instalar cortinas. También son perfectas si es para instalarlas en un patio o terraza (ya que pueden hacer de puertas) y para aprovechar la luz si tienes un ventanal grande. Además, son la mejor opción si vas a instalar obstáculos (como un escritorio) o cortinas. La apertura corredera te ahorra tener que preocuparte por moverlos cada vez que la abras. Si además dispones de poco espacio en la habitación, modelos como el SF3 de Kömmerling son idóneos para ti.

¿Su mayor ventaja? Son las mejores para aprovechar la luz natural y si tienes pensado instalar cortinas.

¿Puntos negativos? la apertura no es total, el cierre no es hermético (con lo que es menos aislante que otros tipos de apertura) y son más complicadas de limpiar, ya que tienes que retirar la hoja.

 

ventana-corredera-pvc-aluxabia
Como se puede ver en esta foto, este modelo de puerta corredera, disponible en Aluxabia es ideal para aprovechar patios y terrazas.

Practicable: La ventana se abre completamente sobre uno de los ejes. Existen dos variaciones:

De giro vertical:  Se abre sobre un eje vertical, generalmente hacia adentro. Es la ventana más común.

De giro horizontal: Se abre sobre un eje horizontal. Si abre hacia el interior se le denomina también ventana proyectante.

¿Su mayor ventaja? Las ventanas se abren completamente y son la mejor opción si lo que buscas es aislamiento, ya que se cierran herméticamente.

¿Puntos negativos? Requieren no tener obstáculos que impidan su apertura, ya que ocupan espacio.

ventana-pvc-kommerling-aluxabia
Este modelo de ventana batiente de PVC Kömmerling de color madera Emberro es ideal si tu habitación dispone de mucho espacio

 

Oscilobatiente: Es una variación de la ventana anterior. Es la más versátil, ya que permite abrir la ventana tanto de manera lateral como inclinada hacia el interior.

¿Su mayor ventaja? Es la que proporciona el mejor aislamiento acústico

¿Puntos negativos? Es también es la más cara.

C:\Users\Jose\Desktop\ventana-aluminio-2.jpg
Uno de los modelos que más espacio ahorran, pero también de los menos asequibles

Pivotante: La hoja de la ventana gira alrededor de un eje central, habitualmente central. Es la más utilizada en habitaciones donde el espacio es limitado (o en buhardillas y tejados).

¿Su mayor ventaja? Permite regular la ventilación sin necesidad de perder espacio.

¿Puntos negativos? Fuera de tejados y buhardillas, tiene poca utilidad.

Ventana pivotante
Ventanas perfectas para tejados, pero también muy poco versátiles.

¿Aluminio o PVC? Te ayudamos a decidir.

 

Hay muchas cosas que debes considerar cuando optes por instalar (o cambiar) las ventanas de tu casa. Una de las más importantes es el material del que están hechas las ventanas. En la Marina Alta, los más empleados, y los que mejor se adaptan al clima de la zona, son los perfiles de aluminio y de PVC. Ambos tienen ventajas e inconvenientes, y en aluxabia te proponemos una pequeña guía para que te puedas decidir mejor, con cuatro apartados:

 

Estética:

 

La estética de tus ventanas siempre será una decisión personal. Aún así, ambos tienen pequeñas diferencias que pueden acabar por declinar la balanza por un lado u otro.

C:\Users\Jose\Desktop\open-window-frame-clipart.jpg C:\Users\Jose\Desktop\96ebfc8d0f5ccd489ed13358756ea55c--aluminium-windows-window-frames.jpg

Aluminio:

Los perfiles de aluminio son más variados en cuanto a colores y revestimientos. Pueden incluso mezclarse con otros materiales, lo cual los convierte en una opción más versátil.

¿Quieres darle un aire más moderno o minimalista a tu vivienda? Los perfiles de aluminio suelen ser más delgados, con lo que se integran mejor en viviendas más modernas.

PVC:

Por lo general, el revestimiento es blanco, aunque actualmente existe la posibilidad de cambiar los colores. La gama no es tan variada como en el aluminio pero cada día va en aumento.

Si buscas un aire más tradicional, y ventanas que den al exterior y estén más expuestas, el perfil de PVC (más denso) las convierte en la opción ideal.

 

Resistencia:

 

En este ámbito, ambos materiales están muy cerca. Sin embargo, si vives en zonas costeras, probablemente debas tener alguna cosas en consideración.

Aluminio

Es un material resistente aunque, si no está bien revestido (lo que incrementaría su precio), puede sufrir daños y rayaduras.

PVC:

Tiende al estar considerado como poco resistente, al ser un plástico. Sin embargo, tiene una vida útil de unos 50 años y es prácticamente inmune a rayaduras.

 

Aislamiento:

 

C:\Users\Jose\Desktop\sistema-de-ventanas-eurofutur-elegance.jpg C:\Users\Jose\Desktop\inglete_giralda_rpt.jpg

Aluminio

El aluminio está claramente en desventaja en este apartado. Existe la posibilidad de que el aluminio se acerque a las propiedades aislantes del PVC, utilizando aluminio RPT (con rotura del puente térmico) pero tiene sus desventajas: puede llegar a ser más caro que el PVC, y también puede acabar contribuir a que se dañe la carpintería de aluminio.

PVC

El PVC es un plástico no-conductor, lo cual lo convierte en la mejor alternativa para mantener la temperatura en la habitación tanto en invierno como en verano. También contribuye a ahorrar energía.

Al estar formado, en un 57%, de cloro extraído de la sal, es la major opción para zonas costeras tales como Xàbia, Dénia o el resto de la Marina Alta.

Hemos hablado ya en el blog de las ventajas que tienen las carpinterías de PVC sobre las de aluminio en términos de aislamiento. No olviden visitarlo.

 

Precio:

 

En este punto ambos materiales son bastante parejos, aunque es cierto que las carpinterías de PVC tienden a ser ligeramente más caras que las de aluminio. Sin embargo, como ya hemos visto en el punto anterior, un aluminio con rotura de puente térmico puede ser más caro que el PVC.

 

Cómo elegir las ventanas perfectas para el invierno

¿Le preocupa el aislamiento de su hogar? Aquí tiene cómo elegir las ventanas perfectas.

 

Mantener una temperatura adecuada en el hogar tiende a ser una de las prioridades a la hora de elegir ventanas y puertas.  En zonas como la Marina Alta, además, es imprescindible una adecuada ventilación. Ahora que se acerca el invierno, si el aislamiento térmico y la eficiencia energética le quitan el sueño, debería tener estos aspectos en cuenta al elegir sus ventanas:

 

La carpintería.

Hay diferentes materiales que puede elegir para sus ventanas. La madera, el aluminio y el PVC tienden a ser los más habituales y accesibles, destacando en este aspecto el PVC. Un material que, como hemos visto antes en el blog, es un plástico y por tanto tiene una conductividad termal mucho menor que la del aluminio y que la madera. Esto se traduce en que es más fácil mantener la temperatura de la habitación, tanto en verano como en invierno.

El cristal.

Como norma general: Cuanto más denso y/o grueso sea el cristal, mejor será el aislamiento que provean. Incluso una diferencia de milímetros puede ser crucial a la hora de mantener la temperatura de su habitación. Sin embargo, el vidrio, y su densidad y grosor no son los únicos factores determinantes. También hemos de tener en cuenta:

 

¿Acristalamiento simple, cristal fino y con marco de hierro? Malas noticias si pretendes no pasar frío en invierno.

 

El acristalamiento:

El cual puede ser sencillo o doble. El sencillo es una sola hoja de cristal, y está completamente desaconsejado si pretende ahorrar energía. El doble consta de dos hojas de cristal con una cámara de aire en medio, que mejora el aislamiento tanto si hablamos de temperatura como si hablamos de sonido. La cámara de aire amortigua ruidos e impide que el calor entre y salga de la habitación.

Por último, también debemos tener en cuenta la calidad de los materiales. Por poner un ejemplo, si utiliza un perfil de PVC (el mejor en términos de aislamiento) para su ventana, intente buscar fabricantes que trabajen con perfiles de PVC herméticos –como KÖMMERLING– que garantizan el mejor resultado.

Desmontando mitos sobre el PVC

Desmontamos 4 mitos sobre el PVC en los que probablemente creía

A la hora de elegir el material para tus ventanas, es muy probable que usted dude sobre escoger aluminio o PVC. El PVC es uno de los materiales más utilizados tanto en ventanas como en suelos (en especial en lugares como hospitales) y, sin embargo, hay unos cuantos mitos y medias verdades que se han difundido a lo largo del tiempo y que contribuyen a que tenga mala fama. Aquí te enseñamos cuatro de los mitos más comunes y también cuál es la realidad.

→Mito 1: El PVC es un producto sintético y, por tanto, contiene materiales tóxicos

Empecemos por el principio: El PVC sí es sintético (es decir, no es un elemento que ocurra naturalmente en nuestro planeta). Sin embargo, los materiales de los que se obtiene son algunos de los más comunes: Etileno y Cloro.

Si bien el cloro en su forma gaseosa y muy concentrada puede ser peligroso, la forma en la que se emplea para obtener el PVC es mucho más estable, ya que el cloro se extrae de la Sal y el etileno del aceite. Es tan estable que ni siquiera quemándolo se podría obtener gas de cloro, y su presencia es tan poco peligrosa como la que se puede encontrar en el agua que sale del grifo, o en medicinas.

→Mito 2: Las ventanas de PVC son menos resistentes que las de aluminio, al estar hechas de plástico.

Falso. Tanto las ventanas de PVC como las de aluminio tienen una vida útil muy larga. El PVC cuenta  la ventaja sobre el aluminio de ser resistente tanto al exceso de sol como a la lluvia, lo que impide que se deteriore como el aluminio. También existe el mito de que el PVC amarillea con el paso del tiempo, lo cual se puede desmentir solo viendo cómo se conserva el PVC blanco en cualquier vivienda con ventanas de este tipo.

C:\Users\Jose\Desktop\pvc-window-250x250.jpg

Mito 3: Las ventanas de PVC son poco ecológicas, contaminan más que otros productos

Falso. Al estar basado en su mayor parte (un 57%) en cloro obtenido de la sal, que es uno de los recursos naturales más abundantes, contribuye a ahorrar aceite o gas natural, que son dos fuentes no renovables de las que se extraen otros plásticos. Además, cada vez es más común extraer el etileno de la biomasa.

Por si fuera poco, ayudan a reducir el consumo de energía al ser un material más aislante que el aluminio, ya que evita gasto innecesario de calefacción o aire acondicionado. Hay fabricantes, como KÖMMERLING, que priorizan el aislamiento térmico para ahorrar energía.

C:\Users\Jose\AppData\Local\Microsoft\Windows\INetCache\Content.Word\PVC Window Frame Offcuts.jpg
Imagen de un perfil greenline de KÖMMERLING, que incorpora mejoras para hacer un perfil más eficiente y ecológico.

Mito: Las ventanas de PVC no se pueden reciclar

Falso. En primer lugar, cabe destacar que el PVC tiene una vida útil de unos 50 años y que al final del ciclo de su vida se a un centro de reciclaje, donde se recicla hasta un 80% del total del perfil. Los perfiles Greenline de KÖMMERLING, además, vuelven a ser incorporados al proceso de producción. Además, la UE tiene en marcha el proyecto Vinylplus impulsado por las principales marcas, y heredero de Eurovinyl, cuyo objetivo es fomentar el reciclaje con 107 recicladores activos por toda Europa.

C:\Users\Jose\Desktop\Web_VinylPlus_logo-660x330.jpg